El bosque de los pigmeos

Desde luego no es lo mejor que ha escrito Isabel Allende. Es una narración de aventuras, situada en la actualidad en la que se conjugan la selva, unos personajes ya utilizados en otros dos libros y la magia. La novela se deja leer de forma sencilla, no aburre, te ata con un fino hilo a sus páginas y no defrauda al final: obviamente esperado desde el principio, un buen happy end. Un buen libro para leer en vacaciones. aunque tal vez sea conveniente haber leído primero La ciudad de las bestias, en la que aparecen por primera vez los protagonistas de la historia.

Le doy un 6 sobre 10.

Comentarios

Entradas populares de este blog

No son los cerdos, es la confianza

La estrategia del escorpión

Trump: Bienvenidos a la era autista