Espíritu de mudanza


A veces uno se encuentra sobrepasado por las circunstancias. A veces uno pasa de la tristeza a la euforia gracias a pequeñas coincidencias que tienen el potencial de cambiarte la vida. Así me siento desde hace una semana: con el espíritu de mudanza.
De la decepción de verme eliminado demasiado pronto de una selección de personal, he pasado a la euforia de ser llamado para un proyecto que me llena, que me ilusiona y que supone un verdadero reto profesional. Cuando una puerta se cierra, se abren otras diez, me dijo alguien el otro día (seguro que no quería referirse a mi) y, mira por donde, ha sido cierto.
Esa es la razón de mi silencio de tantos días y estará detrás de una menor frecuencia de actualización los próximos dos o tres meses, en los que debo dedicarme a cerrar capítulos de mi labor actual y a pensar nuevos entuertos en los que meterme a partir de ahora.

No sé si paso a mejor vida, estoy seguro que cambio de vida.

Comentarios

  1. Ánimo Sayonara. Lo que has escrito resulta motivante. Los cambios son buenos por el esfuerzo que representan. Cambiar nos mantiene ágiles mentalmente.

    ResponderEliminar
  2. Te deseo muchísima suerte !!!.

    ResponderEliminar
  3. Suerte Sayonara, por aqui te esperamos

    ResponderEliminar
  4. La vida... siempre supone el estar en un constante cambio...porque detrás de una situación "no agradable" siempre se encuentra una situción "buena", por muy remota que sea y viceversa, por desgracia. Por ello, hay que siempre sopesar la opción más halagueña y motivadora para nosotros,esa ocasión nunca debe de perderse hay que saber explotarla con la mayor intensidad posible. Ánimo y suerte en ese nuevo reto profesional.

    ResponderEliminar
  5. Anónimo10:01 p. m.

    ! Suerte en las nuevos retos profesionales !

    Te seguiremos si te dejas y si te dejan...

    Saludos desde Abla :-) Paco

    ResponderEliminar
  6. Alea jacta est.
    Gracias por vuestros comentarios.

    ResponderEliminar
  7. Mucha suerte Sayonara. Una vez leí una frase por ahí que dice que cuando nada cambia a tu alrededor, te toca cambiar a ti. Quizás sea tu situación. Cuando tengas hecho el estudio de mercado de tu nueva ubicación, acerca de las tostadas de jamón avisa para quedar una mañana y desayunar.

    Un abrazo.
    Oro Verde Ecomímetico

    ResponderEliminar
  8. Por favor... ¡Mucha suerte para ti!

    Te la mereces.

    Un abrazo, amigo.

    ResponderEliminar
  9. Anónimo12:53 a. m.

    Hoy tengo ganas de ser pedante: leeros el libro "¿Quien se ha llevado mi queso"? de Johnson Spencer.
    Una entretenida fábula acerca del miedo al cambio.
    Y como diría un cientounero: ánimo

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Sociedades Comparadas, de Jared Diamond

¿El plagio del rector de la URJC es solo bajeza moral o es consecuencia del sistema?

Trump: Bienvenidos a la era autista