Homo Deus, de Yuval Noah Harari

Nuevamente comentamos un trabajo de Harari. Tras el irresistible éxito de "De animales a dioses", el historiados israelí continúa su historia de la humanidad más o menos donde la dejó. La única salvedad es que en el anterior libro tenía la ventaja de jugar sobre terreno conocido. Los hechos históricos pueden ser más o menos controvertidos pero tienen la enorme ventaja de estar situados en el pasado.
El subtítulo de este libro ya deja bastante claro cual es su intención: se trata de una historia del futuro, la que aún no se ha escrito porque ni siquiera ha sucedido. Ahora bien, no es una sucesión de predicciones inconexas. Ya se encarga el autor de decirnos que sus elucubraciones pueden estar alejadas de la realidad aunque lo cierto es que, dado que las acompaña de datos contrastados, se convierten en jodidamente creíbles.
Yuval hace primero un pequeño resumen de las principales tendencias del se humano y marca el punto de partida del resto de la obra. A grandes rasgos, la agenda de la humanidad se ha quedado sin los grandes retos que han ejercido de motores de la historia hasta el momento. Nos encontramos a punto de vencer a la enfermedad, al hambre y a las guerras por lo que nos encontramos en los albores del siglo XXI sin agenda. Bueno, casi, porque hay algunas pistas que nos indican que la humanidad ya ha comenzado a buscar nuevos objetivos: alargar la esperanza de vida, en el extremo vencer a la muerte, reescribir nuestras capacidades a través del genoma o automatizar nuestras decisiones y procesos, desde los más sencillos a los más complejos.
Harari se basa en los adelantos tecnológicos, pero también en su conocimiento sobre la naturaleza humana, y utiliza su prosa ágil y su estilo brillante (especialmente interesante su planteamiento de una nueva religión, el dataismo, y el final del humanismo).
El resultado deja un sabor agridulce. El futuro puede que no sea tan agradable como nos gustaba pensar en el anticuado siglo XX. Nuestra sed de conocimiento, nuestro sistema económico, nuestra historia se podrían (nótese el cambio de tiempo verbal) para dar lugar a una humanidad de dos velocidades. Nos estamos acercando a un momento en el que seremos capaces de trascender nuestras capacidades humanas para convertirnos en una nueva especie, el Homo deus, una especie no definida por la fuerza de la evolución, sino por las propias presiones humanas. Y, salvo que el sistema económico cambie radicalmente, la adquisición de esas capacidades especiales estará solo al alcance de unos pocos; los mismos que desde siempre se han beneficiado primero de los avances. Aunque, hasta ahora se trataba de cuestiones materiales no de cambios en nuestro ADN...
Y, desde la perspectiva económica, sería posible que una parte creciente de la población quede literalmente fuera de juego. La automatización, la robotización o la inteligencia artificial pueden reducir la demanda de mano de obra de forma radical, dejando a los humanos no mejorados en una situación muy poco favorable.
En cualquier caso, una lectura muy recomendable y entretenida.

Título: Homo Deus. Breve historia del mañana
Autor: Yuval Noah Harari
Editorial: Debate
En Amazon.
En iTunes Books.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Trump: Bienvenidos a la era autista

¿El plagio del rector de la URJC es solo bajeza moral o es consecuencia del sistema?

De animales a dioses (sapiens), de Yuval Noah Harari